Download
herpes z ster infantil an lisis pr ctico desde el mbito de atenci n primaria n.
Skip this Video
Loading SlideShow in 5 Seconds..
HERPES ZÓSTER INFANTIL ANÁLISIS PRÁCTICO DESDE EL ÁMBITO DE ATENCIÓN PRIMARIA PowerPoint Presentation
Download Presentation
HERPES ZÓSTER INFANTIL ANÁLISIS PRÁCTICO DESDE EL ÁMBITO DE ATENCIÓN PRIMARIA

HERPES ZÓSTER INFANTIL ANÁLISIS PRÁCTICO DESDE EL ÁMBITO DE ATENCIÓN PRIMARIA

167 Views Download Presentation
Download Presentation

HERPES ZÓSTER INFANTIL ANÁLISIS PRÁCTICO DESDE EL ÁMBITO DE ATENCIÓN PRIMARIA

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - E N D - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
Presentation Transcript

  1. Matos Fortunato F., Romero Secin A., Concheso Álvarez N., Rivera Pérez V., Sallent Aquino F., Morell Colberg F. HERPES ZÓSTER INFANTILANÁLISIS PRÁCTICODESDE EL ÁMBITO DE ATENCIÓN PRIMARIA PALABRAS CLAVE: Virus Varicela-Zóster, niños, herpes zoster, Vacuna. Especialistas en Medicina Familiar y Comunitaria, área IV, Asturias. Zaragoza, 22-25 Mayo 2013. INTRODUCCIÓN El herpes zóster (HZ) es el cuadro clínico constituido por manifestaciones cutáneas y neurológicas que ocasiona la reactivación del virus varicela-zóster (VVZ) desde el ganglio anexo a la raíz dorsal en el ser humano1. Su incidencia en niños es de 0,74 casos por cada mil niños menores de 9 años 2 y aumenta con la edad; siendo por tanto poco habitual en la infancia, a menos que exista algún factor de riesgo, como trastornos de inmunidad o haber contraído la varicela durante los primeros años de vida; aunque en las últimas décadas se ha observado un incremento en niños inmunocompetentes; probablemente no mas del 15-20% que sufrieron varicela llegan a reactivar el VVZ con expresividad clínica, alguna vez en su vida3, a pesar de que se han reportado casos pediátricos de HZ meses después de aplicar la vacuna de la varicela4. No hay datos que indiquen que el riesgo de presentar herpes zoster sea mayor en niños vacunados que los que adquieren inmunidad por el virus salvaje4. La introducción de la vacunación sistemática frente a la varicela en niños, previsiblemente producirá cambios epidemiológicos importantes. Aunque la varicela en España es una enfermedad de notificación obligatoria; el HZ no cuenta con fuentes de información específicas. Presentamos un caso poco habitual en la infancia, donde se realiza el diagnóstico netamente clínico y se hacen consideraciones acerca de la prevención; generándonos la duda ¿es coste-efectivo anticipar la inclusión de la vacuna de la varicela en el calendario oficial?. CASO CLÍNICO Paciente femenina de 5 años de edad, sin antecedentes patológicos personales ni familiares de relevancia. Esquema de vacunación completo. Incluyendo neumococo. Acude a consulta por presentar en región cervical, a nivel del dermatomo C4 a C7, lesiones eritemato-pápulo-vesiculares, de 60 horas de evolución, con lesiones por rascado sobreañadidas, que refiere la madre se extienden con el paso de los días sobre la misma localización confluyendo entre si, formando racimos; con resto de la exploración estrictamente normal. Se confirma episodio de varicela sin complicaciones a los 18 meses de edad, secundario a caso primario en la guardería a la que acudía. Tras realizar diagnóstico clínico se deriva a dermatología pediátrica, donde se confirma diagnóstico mediante estudio citológico de Tzanck. Pautan Aciclovir ambulatorio a 80 mg/kg/día, durante 10 días, con buena evolución. ESTRATEGIA DE ACTUACIÓN El VVZ produce dos formas clínicas, la varicela y el HZ, la varicela que es una enfermedad aguda , generalmente benigna que en ocasiones puede complicarse con neumonía o encefalitis, dejar secuelas permanentes y causar la muerte5. En países con clima templado, el 90% de la población padece la varicela antes de los 15 años de edad y el 95% antes de llegar a la vida adulta 6. Las complicaciones del VVZ varían desde lesiones cutáneas, síndrome general a la afectación de pares craneales que generan secuelas de por vida. La vacuna frente a la varicela, en sus dos presentaciones Varilix R y Varivax R han demostrado alta eficacia en la prevención primaria de la Varicela 7 no siendo igual de efectiva frente al HV, ya que los virus vacunales también se alojan en los ganglios sensitivos y pueden reactivarse con el tiempo; habiéndose publicado casos posterior a la aplicación de la vacuna 9. En Navarra, la vacunación contra la varicela se introdujo en calendario Oficial de Vacunaciones en 2004 para todos los adolescentes sanos susceptibles (previa confirmación se-rológica) a los 14 años de edad, con el objeto de prevenir los casos graves de varicela en adultos, sin modificar la circulación del VVZ ni la incidencia de varicela. En 2006 se adelantó la vacunación a susceptibles a los 10 años de edad. En 2007 se ha introducido la vacunación sistemática y gratuita a todos los niños a los 15 meses, manteniendo la vacunación a los 10 años para todas las cohortes suceptibles8. Esta nueva estrategia vacunal pretende disminuir marcadamente la incidencia mediante la reducción de la circulación del VVZ en la población; y por ende de varicela y HZ tanto en niños como adultos. Presentamos este caso para alertar sobre la aparición de HZ en niños sanos e inmunizados, y atrevernos a inferir sobre la posibilidad de aparición del mismo tras inmunización, por lo que nos planteamos la duda ¿incurriríamos en mayor riesgo de incrementar casos de herpes zóster al aplicar la vacuna? El impacto de la patología en edad infantil y su asociación con la vacunación, justifica la necesidad que se monitoricen los cambios que puedan producirse en la epidemiologia de estas dos enfermedades a raíz de la introducción cada vez mas amplia de la vacuna en nuestra población. BIBLIOGRAFÍA 1.Guerra Tapia A. Documento de consenso en herpes zooster. Ed.grupo Aula médica 1999;9. 2.Alonso-Romero Pareyón L. Herpes zoster. Dermatol Rev Mex 2011; 55(1):24-39. 3. Croen KD, Straus SE. Varicella-zoster virus latency. Annu Rev Microbiol 1991; 45: 265-82. 4.Uebe A, Sauerbrei A, et al. Herpes zoster by reactivated vaccine varicella zoster virus in Healthy child. Eur J pediatr 2002; 161: 437-444. 5.Gil A, González A, Oyaguez I, Martín MS, Carrasco P. The burden of severe varicella in Spain, 1995-2000 period. Eur J epidemiol 2004; 19:699-702. 6.Whitley RJ, Mandell GL, Bennett JE, Dolin D. Enfermedades Infecciosas. Principios y Prácticas (4 ed). Madrid: Editorial Médica Panamericana 1997; 1506-1513. 7.Vázquez M, La Rura PS, Gershon AA, steinberg SP, Freudigman K, Shapiro ED. The effectivenesses of the varicella vaccine in clinical practica. Nengl J Med 2001; 344:955-960. 8.Boletín Oficial de Navarra. Orden Foral 1332006, de 31 de enero, de la Consejería de Salud, por la que se modifica en Calendario Oficial de Vacunaciones de Navarra. BON núm. 4, 08012007. 9.Balatsouras DG, Rallis E, Homsioglou E, Fiska A, Korres SG. Ramsay Hunt syndrome in a 3 month-old infant. Pediatr Dermatol 2007; 24: 34-37.