Curso “El Credo a la luz de la Biblia” Año de la fe - PowerPoint PPT Presentation

veda-schultz
curso el credo a la luz de la biblia a o de la fe n.
Skip this Video
Loading SlideShow in 5 Seconds..
Curso “El Credo a la luz de la Biblia” Año de la fe PowerPoint Presentation
Download Presentation
Curso “El Credo a la luz de la Biblia” Año de la fe

play fullscreen
1 / 13
Download Presentation
Curso “El Credo a la luz de la Biblia” Año de la fe
145 Views
Download Presentation

Curso “El Credo a la luz de la Biblia” Año de la fe

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - E N D - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
Presentation Transcript

  1. Curso “El Credo a la luz de la Biblia”Año de la fe Expansión del cristianismo - 11/10/2012

  2. Iglesia de Antioquía • La primera expansión de la Iglesia (fuera de Jerusalén) fue en Siria (Antioquía). • Ciudad cosmopolita a 480 km al norte de Jerusalén y 26 km al oriente del Mar Mediterráneo. • Ciudad griega y pagana, comercial y próspera, con 500,000 habitantes (aprox.), entre ellos muchos judíos inmigrados celosos de su fe. • Llegó a ser el centro más importante de la Iglesia, después de Jerusalén. • Se dice que aquí se empezó a llamar cristianos a los seguidores de Jesús, también allí se empezó a evangelizar a los paganos (Hch 11, 20-21).

  3. Los viajes de San Pablo • Con San Pablo y sus cuatro viajes misioneros la fe se extendió “por todas las naciones” (Lc 24, 45-47) “y hasta los extremos de la tierra” (Hch 1, 6-8): Damasco, Asia Menor, Chipre, Macedonia, Grecia, Creta, Roma y España.

  4. Martirio: Testimonio de Fe • Hay que admirar a los primeros cristianos, no es fácil abandonar las propias convicciones por “una fe distinta”. • Además, en muchos casos, era preciso jugarse la vida. Muchos miles aceptaron el martirio. • Los doce Apóstoles sufrieron el martirio, sólo San Juan se salvó milagrosamente de la muerte y lo exiliaron a la isla de Patmos.

  5. San Policarpo, mártir. • Un gran ejemplo de los martirios lo tenemos en San Policarpo (m. 167 dC), obispo de Esmirna, el cual conocemos por un escrito de San Ireneo (n. 140 dC). • “…Y Policarpo, no sólo fue discípulo de los apóstoles y vivió junto con muchos que habían visto al Señor, sino que incluso recibió la ordenación episcopal del apóstol san Juan, como obispo de Asia, en la Iglesia de Esmirna. Y nosotros le hemos visto en nuestra juventud, pues vivió largo tiempo y partió de esta vida muy anciano, habiendo rendido un testimonio glorioso y muy distinguido. Siempre enseñaba lo que aprendió de los apóstoles, que es también lo que enseña la Iglesia, que es la sola verdad…” (San Ireneo, Tercer Libro sobre las Herejías)

  6. Testimonio de San Eusebio • Otro testimonio escrito: “Cuando era emperador romano Marco Aurelio Vero, decretó la captura del obispo Policarpo para matarlo. Trataron de convencerlo ‘¿qué hay de malo en decir César es Señor? Así puedes salvar la vida’. Pero Policarpo respondió ‘¡No voy a hacer lo que me aconsejan! Durante 88 años he servido fielmente al Crucificado, ¿porqué voy a blasfemar de mi Señor y Salvador?’. El juez le dijo: ‘Al menos confiesa que el emperador romano es dios…’. Y contestó: ‘Estás obrando como si no supieras quien soy, pues escúchalo ante todo el pueblo: ¡Yo soy cristiano!’. El juez lo amenaza: ‘Tengo fieras salvajes, leones y tigres’. Policarpo: ‘Suéltalos pues’. El juez enfurecido: ‘Puedo también arrojarte a la hogera’. Policarpo: ‘pues hazlo’. Y la gente pidió la hoguera. Sus últimas palabras fueron “Padre celestial, que gracias a tu amado y bendito Hijo Jesucristo alcanzamos el conocimiento de Ti… te alabo porque me has tenido por digno de este día y esta hora, con el fin de participar en el número de mártires y en el cáliz de tu Cristo para la resurrección de vida eterna de la que participará el alma y también el cuerpo, hecho incorruptible por la virtud del Espíritu Santo; sea yo recibido hoy en tu presencia y la de ellos en un sacrificio deseable y grato…” (San Eusebio, Historia Eclesiástica, Libro IV)

  7. Anunciar la Fe: tarea difícil. • San Policarpo proclamó un CREDO no sólo con palabras, sino con la propia vida. Y así se proclamaron miles. • Ya Jesús había advertido que llevar el Evangelio a todas las naciones no sería tarea fácil (Mt 10, 16-17; 24, 9). • También en el terreno ideológico se libraron grandes batallas, aparecieron falsos profetas. • La fe hay que aceptarla íntegramente. No se puede ser “un poco católico”. Se es o no se es.

  8. Herejías en la Iglesia primitiva Algunas luchas fueron: • Los judaizantes: querían imponer la Ley de Moisés y que los cristianos gentiles se circuncidaran (Hch 15, 7-11). • Cerinto (judaizante): Cristo fue un simple hombre, el día que fue bautizado recibió el Espíritu Santo ¡para que éste lo abandonara antes de la pasión! • Marción fue gnóstico y expulsado de la comunidad cristiana por su propio padre. • Montano (200 dC) pregonaba el inminente retorno de Cristo al mundo, pedía la renuncia al matrimonio, ayunar rigurosamente, prohibía huir ante la posibilidad del martirio, prohibía la confesión..

  9. Herejías en la Iglesia primitiva • Los docetas decían que el cuerpo de Cristo era pura apariencia y, por lo tanto, su pasión y muerte no fue real. • Nestorio (s. V dC) pregonaba que en Cristo había dos personas (divina y humana), por tanto, María era madre sólo de la parte humana. Fue condenado en el Concilio de Éfeso, año 431 dC. • Macedonio negó la divinidad del Espíritu Santo. • El arrianismo predicaba que el Hijo no es eterno como el Padre, que Jesús no es substancial del Padre, que fue engendrado y creado, y por tanto no era Dios.

  10. Concilios: Acción del ES en la Iglesia • Las ideas trinitarias se estudiaron y discutieron profundamente en varios concilios. • Nicea en 325 dC, Constantinopla en 381 dC, Calcedonia en 451 dC. • La propagación del Evangelio fue y ha sido una lucha enconada llena de obstáculos y dificultades. • Pero la acción del Espíritu Santo a través de la Iglesia y la presencia constante de Cristo es garantía que la Buena Nueva se mantiene fiel a su origen.

  11. Los Doce Apóstoles (Lugares de predicación) • Los lugares en que predicaron los doce apóstoles fueron: • Simón Pedro (primer Papa de la Iglesia): Jerusalén (Hch 2, 14-36; 3, 11-26). Lidda, Sarona y Jope –costera de Palestina- (Hch 9, 32-35; 9, 36-43). Cesárea y Antioquía de Siria (Gal 2, 11). Corinto (1Co 1, 12-13). Roma (1Pe 5, 13), ahí crucificado de cabeza. • Andrés (hermano de Simón Pedro): Los Balcanes y al sur de Rusia, crucificado en Patras, Grecia. • Santiago el Mayor (hermano de Juan): Abundan escritos desde el s. VII que predicó en España. Murió degollado por Herodes Agripa. • Juan Evangelista (hermano de Santiago el Mayor): Jerusalén, Samaria, Éfeso y Asia. Desterrado a la isla de Patmos.

  12. Los Doce Apóstoles (Lugares de predicación) • Felipe (pescador): Asia menor, cerca del Mar Negro. Apedreado y crucificado en Hierápolis de Frigia. • Bartolomé o Natanael (hijo de labradores, pescador): Armenia (entre Turquía e Irán) y en la parte norte de la India. Martirizado en Albanópolis, Armenia, desoyado y decapitado. • Tomás (el gemelo, pescador): Partos, al norte de Irán, la India. Martirizado en Calamina, India. • Mateo (Leví, recaudador de impuestos): Palestina, Etiopía, allí lo clavaron en el suelo y después lo quemaron vivo.

  13. Los Doce Apóstoles (Lugares de predicación) • Santiago el Menor (hermano de Judas Tadeo, primo del Señor, fue sumo sacerdote): Jerusalén, fue su primer obispo por más de 30 años, autor de una de las cartas del NT. Murió arrojado desde el pináculo del Templo. • Judas Tadeo (hermano de Santiago el Menor, primo del Señor, campesino): Mesopotamia, Asia occidental. Martirizado en Edesa asaeteado y rematado a golpes de mazo. • Simón el Cananeo (el Zelota): junto con Judas Tadeo predicó en Persia y Mesopotamia. Fue aserrado vivo. • Matías (sustituto de Judas Iscariote): en Judea y Etiopía. Murió decapitado con una hacha.