slide1 n.
Download
Skip this Video
Loading SlideShow in 5 Seconds..
Ciclo B PowerPoint Presentation
Download Presentation
Ciclo B

Loading in 2 Seconds...

play fullscreen
1 / 8

Ciclo B - PowerPoint PPT Presentation


  • 89 Views
  • Uploaded on

Música: “Cristo se hizo obediente hasta la muerte”. 32 Domingo Tiempo Ordinario. 8 de noviembre de 2009. Ciclo B.

loader
I am the owner, or an agent authorized to act on behalf of the owner, of the copyrighted work described.
capcha
Download Presentation

PowerPoint Slideshow about 'Ciclo B' - niran


An Image/Link below is provided (as is) to download presentation

Download Policy: Content on the Website is provided to you AS IS for your information and personal use and may not be sold / licensed / shared on other websites without getting consent from its author.While downloading, if for some reason you are not able to download a presentation, the publisher may have deleted the file from their server.


- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - E N D - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
Presentation Transcript
slide1

Música: “Cristo se hizo obediente hasta la muerte”

32 DomingoTiempo Ordinario

8 de noviembre de 2009

Ciclo B

slide2

1Re 17,10-16 Elías se levantó y se fue a Sarepta. Cuando entraba por la puerta de la ciudad, vio a una viuda recogiendo leña. La llamó y le dijo:-Por favor, tráeme un vaso de agua para beber.Cuando ella iba por el agua, Elías le gritó:-Tráeme también un poco de pan.Ella le dijo:-¡Vive el Señor, tu Dios, que no tengo una sola hogaza; sólo me queda un puñado de harina en la tinaja y un poco de aceite en la orza! Precisamente estaba recogiendo estos palos para preparar algo para mi hijo y para mí; lo comeremos y luego moriremos.Elías le dijo:-No temas; ve a casa y haz lo que has dicho, pero antes hazme a mí una hogaza pequeña y tráemela. Para ti y para tu hijo la harás después. Porque así dice el Señor, Dios de Israel: No faltará harina en la tinaja ni aceite en la orza hasta el día en que el Señor haga caer la lluvia sobre la tierra.Ella fue e hizo lo que le había dicho Elías, y tuvieron comida para él, para ella y para toda su familia durante mucho tiempo. 16 No faltó harina en la tinaja ni aceite en la orza, según la palabra que el Señor pronunció por medio de Elías.

Ruinas de Sarepta (Líbano)

slide3

Salmo 145

Él hace justicia a los oprimidos,y da pan a los hambrientos.El Señor da libertad a los cautivos.

Alaba, alma mía, al Señor.

slide4

El Señor abre los ojos a los ciegos,el Señor levanta a los humillados,el Señor ama a los justos;El Señor protege al emigrante.

Alaba, alma mía, al Señor.

slide5

Sostiene a la viuda y al huérfano,pero trastorna el camino de los malvados.¡El Señor reina por siempre,tu Dios, Sión, por todas las edades!

Alaba, alma mía, al Señor.

slide6

He 9,24-28 Por eso Cristo no entró en un santuario construido por hombres -que no pasa de ser simple imagen del verdadero-, sino en el cielo mismo, a fin de presentarse ahora ante Dios para interceder por nosotros. Tampoco tuvo que ofrecerse a sí mismo muchas veces, como el sumo sacerdote, que entra en el santuario una vez al año con sangre ajena. De lo contrario, debería haber padecido muchas veces desde la creación del mundo, siendo así que le bastó con manifestarse una sola vez, al fin de los siglos, para destruir el pecado con su sacrificio. Y así como está decretado que los hombres mueran una sola vez, después de lo cual vendrá el juicio, así también Cristo se ofreció una sola vez para tomar sobre sí los pecados de la multitud, y por segunda vez aparecerá, ya sin relación con el pecado, para dar la salvación a los que lo esperan.

Cristo se ofreció una sola vez

slide7

Aleluya Mt 5:3

Felices los pobres en el espíritu,porque de ellos es el Reino de los Cielo.

slide8

( Evangelio según san Marcos ) Mc 12: 38-44

En su enseñanza decía también:-Tened cuidado con los maestros de la ley, que gustan de pasearse lujosamente vestidos y de ser saludados por la calle. Buscan los puestos de honor en las sinagogas y los primeros lugares en los banquetes. Estos, que devoran los bienes de las viudas con el pretexto de largas oraciones, tendrán un juicio muy riguroso.Jesús estaba sentado frente al lugar de las ofrendas, y observaba cómo la gente iba echando dinero en el cofre. Muchos ricos depositaban en cantidad. Pero llegó una viuda pobre, que echó dos monedas de muy poco valor. Jesús llamó entonces a sus discípulos y les dijo:-Os aseguro que esa viuda pobre ha echado en el cofre más que todos los demás. Pues todos han echado de lo que les sobraba; ella, en cambio, ha echado de lo que necesitaba, todo lo que tenía para vivir.

Maqueta del Templo de Jerusalén