pasi n y muerte 1
Download
Skip this Video
Download Presentation
PASIÓN Y MUERTE, 1

Loading in 2 Seconds...

play fullscreen
1 / 6

PASIÓN Y MUERTE, 1 - PowerPoint PPT Presentation


  • 99 Views
  • Uploaded on

CR2 29 de 55. PASIÓN Y MUERTE, 1. En la Muerte de Jesús, por encima de las causas inmediatas históricas -el Sanedrín, Pilato, los soldados- hay una causa de nivel más alto que sólo puede ser conocida por la revelación : el plan y la disposición de Dios que han permitido

loader
I am the owner, or an agent authorized to act on behalf of the owner, of the copyrighted work described.
capcha
Download Presentation

PowerPoint Slideshow about ' PASIÓN Y MUERTE, 1' - tamra


An Image/Link below is provided (as is) to download presentation

Download Policy: Content on the Website is provided to you AS IS for your information and personal use and may not be sold / licensed / shared on other websites without getting consent from its author.While downloading, if for some reason you are not able to download a presentation, the publisher may have deleted the file from their server.


- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - E N D - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
Presentation Transcript
pasi n y muerte 1

CR2 29 de 55

PASIÓN Y MUERTE, 1

En la Muerte de Jesús, por encima de las causas

inmediatas históricas -el Sanedrín, Pilato, los

soldados- hay una causa de nivel más alto que

sólo puede ser conocida por la revelación: el

plan y la disposición de Dios que han permitido

los actos nacidos de la ceguera de los hombres

para realizar el designio de nuestra salvación.

Dios quiere que el hombre se arrepienta del pecado y exprese su

arrepentimiento interior con obras externas de penitencia, obras

de entrega a la voluntad divina.

Las penas derivadas del pecado se ordenan a la reparación del

mismo. Dios las permite porque son medicinales y se ordenan

a un bien mayor: la vida sobrenatural.

pasi n y muerte 2

CR2 30 de 55

PASIÓN Y MUERTE, 2

En el plan divino, el dolorpurifica el alma, quita

el obstáculo de la propia voluntad que nos apartó

de Dios, sirve, con la ayuda de la gracia, para

reparar el desorden del pecado en el hombre. El

sufrimiento, secuela del pecado original, recibe

un sentido nuevo con la obra salvífica de Cristo.

La reparación plena de los pecados de los hombres se da por la

Pasión y Muerte de Cristo.

Dios Padre no es causa directa de la Muerte de su Hijo. La permitió

porque de ahí vendría un bien mayor. Entregó a Cristo a la Pasión y

Muerte porque según su eterna voluntad las dispuso para reparar los

pecados del género humano. Valor inmenso de la salvación de las

almas para Dios.

pasi n y muerte 3

CR2 31 de 55

PASIÓN Y MUERTE, 3

Autores de la Pasión de Cristo (su causa eficiente): los que tenían la

intención de matarlo, lo condenaron y le hicieron sufrir los tormen-

tos que produjeron su muerte. Detrás de ellos actúa Satanás, homi-

cida desde el principio (cfr. Jn 8, 44). Pero también los pecadores

son autores de la Pasión: “la Iglesia no duda en imputar a los cristia-

nos la responsabilidad más grave en el suplicio de Jesús” (CCE 598).

Nostra aetate 4: “Aunque las autoridades de los ju-

díos con sus seguidores reclamaron la muerte de

Cristo, lo que se perpetró en su pasión no puede ser

imputado indistintamente a todos los judíos que vi-

vían entonces ni a los judíos de hoy (...). No se ha

de señalar a los judíos como reprobados por Dios

y malditos como si tal cosa se dedujera de la Sagrada Escritura”.

pasi n y muerte 4

CR2 32 de 55

PASIÓN Y MUERTE, 4

Cristo aceptó libremente su Pasión y su Muerte por amor a su

Padre y a los hombres que el Padre quiere salvar. Se entregó

libre y voluntariamente a la Pasión, por amor nuestro. Pero esa

entrega no significa en modo alguno que se matara a sí mismo,

sino que noimpidió, pudiendo, la acción de los que le ajusticiaron.

Flp 2, 8: “Se humilló a sí mismo haciéndose

obediente hasta la muerte, y muerte de cruz”.

Se trata de una obediencia vivida por amor. El

verdadero amor a Dios se muestra cumpliendo

libremente su voluntad.

pasi n y muerte 5

CR2 33 de 55

PASIÓN Y MUERTE, 5

Jesús padeció por parte de los judíos, de los gen-

tiles y de los que le seguían (Judas, Pedro, aban-

dono...).

Padeció en su alma: todos los pecados de los

hombres, tristeza y temor ante la muerte cierta,

caída de Judas, escándalo de sus discípulos,

humillaciones, injusticias, burlas e insultos.

Padeció en su cuerpo: flagelación,

coronación de espinas, crucifixión,

agonía en la cruz hasta la muerte.

pasi n y muerte 6

CR2 34 de 55

PASIÓN Y MUERTE, 6

“Mérito” es el derecho a un premio o retribución

por una obra realizada. Con relación a Dios, el

hombre propiamente no tiene ningún derecho ante

Dios. Si puede merecer algo ante Dios, es porque

Él previa y libremente ha establecido retribuir al-

gunas acciones nuestras nacidas del amor. No apa-

rece la palabra en la Escritura, pero sí su contenido.

Todas las acciones de Cristo son meritorias (nacen de su amor y li-

bertad) y obtienen del Padre nuestra salvación. Pero en su Pasión

mereció de modo particular.

Cristo mereció la vida sobrenatural para todos los hombres y para

todos la gracia que quita el pecado: se ofreció por nosotros como

Cabeza nuestra.

ad